La batalla por el encriptado

La batalla por el encriptado | Emprendedor.Digital
La batalla por el encriptado | Emprendedor.Digital

Mientras que en EEUU el enfrentamiento entre Apple y el FBI se enfría, en Europa la lucha entre las tecnológicas y las autoridades por la seguridad y la privacidad de los usuarios está cobrando fuerza.

La mayor batalla legal de Apple con el Gobierno estadounidense terminó repentinamente la semana pasada. Pero en Europa, la lucha entre las autoridades y las empresas tecnológicas por la encriptación, la privacidad y la seguridad está tomando fuerza. Un alto representante de la ley señaló que la policía europea sólo ha podido acceder a 40 teléfonos encriptados que tienen relación con investigaciones recientes. Algunos legisladores europeos están presionando para obligar a las empresas a cooperar con las autoridades en el desbloqueo de sus dispositivos. Según otro agente, Cyril Gout, director de la Unidad de Tecnología Forense de la Policía Nacional de Francia, entre los dispositivos bloqueados se encuentra un iPhone incautado en la investigación de los atentados terroristas del 13 de noviembre en París, que dejaron 130 muertos, así como el teléfono de un hombre que presuntamente planeó el ataque a una iglesia fuera de París la primavera pasada.

La mayoría son iPhone

De los 40 teléfonos incautados son iPhone y tienen el sistema operativo iOS9, el más reciente, al que según Apple no se puede acceder y con los que no han sido eficaces muchos métodos de piratería de la policía europea. Los teléfonos bloqueados de Europa se unen a otros cientos a los que los agentes federales y los fiscales estadounidenses están intentando acceder.

En al menos 63 casos, el Gobierno de Estados Unidos ha intentado obligar a Apple y a Google a extraer datos de los smartphones bloqueados. El abogado del distrito de Manhattan, Cyrus Vance Jr., ha señalado que en su oficina se encuentran 175 iPhone que no se han podido desbloquear. Los agentes indican que las empresas tecnológicas deberían incorporar en sus dispositivos una forma de recuperar información si reciben una orden legal para hacerlo. La industria tecnológica afirma que incluirla abriría las puertas a los piratas, lo que pondría en peligro tanto la privacidad personal como la seguridad colectiva.

La lucha en Europa se ha vuelto más urgente después de los recientes atentados terroristas en Francia y Bélgica. Según la policía, en algunos casos, los atacantes usaron teléfonos prepago a los que es fácil acceder. Pero el decomiso de algunos dispositivos codificados ha puesto de relieve el conflicto del encriptado. Apple solía ayudar a los agentes que presentaban solicitudes legales a extraer datos de teléfonos bloqueados. Pero con su sistema operativo iOS 8, la firma tecnológica comenzó a encriptar los datos de los iPhone de forma que quedaran inaccesibles.

Menos colaboración

La policía europea había canalizado previamente las solicitudes para obtener la ayuda de Apple a través del Gobierno de Estados Unidos o había usado herramientas de piratería para acceder a teléfonos que eran más antiguos. En casos de emergencia, se había dirigido directamente al fabricante, según informaron los agentes.

No está claro si las autoridades comunitarias han pedido ayuda formalmente a la compañía de la manzana para desbloquear los iPhone más modernos que han obstaculizado las investigaciones. En algunos casos, los investigadores señalaron que no habían realizado solicitudes específicas para el desbloqueo de los teléfonos porque Apple había dejado claro que era imposible hacerlo, aunque la empresa les ha ofrecido otra información.

«Cuando las autoridades nos pidieron datos relativos a una investigación sobre los atentados de París, les dimos inmediatamente toda la información que teníamos, como hemos hecho en muchos otros casos de toda Europa», afirmó una portavoz de Apple. También señaló que la compañía no ha recibido ninguna solicitud para desbloquear o extraer datos de los iPhone implicados en los ataques de París o Bruselas.

A última hora del miércoles, el Senado francés aprobó una enmienda de un proyecto de ley antiterrorista para elevar las sanciones impuestas a empresas como Apple si no ofrecen medios para descifrar conversaciones u otros materiales por orden judicial.

Preocupación

La semana pasada, las empresas tecnológicas hablaron de su preocupación por que un nuevo proyectode ley de vigilancia en Estados Unidos deje la puerta abierta a solicitudes similares, ya que no exime explícitamente alas empresas que no tengan una clave para sus propios sistemas de comunicación encriptados.

Esta semana, el Departamento de Justicia emitió su solicitud para que Apple burle las medidas de seguridad del iPhone bloqueado perteneciente a uno de los tiradores de San Bernardino (California). La agencia señaló que una tercera parte había permitido al FBI acceder a los datos del iPhone sin la ayuda de Apple. El Gobierno no desveló al colaborador ni su método, por lo que la firma de Tim Cook no sabe cuál es el punto débil de sus teléfonos. Las autoridades europeas esperan conocer la técnica que usó el FBI, pero incluso eso sería sólo una solución temporal si Apple puede solucionar cualquier deficiencia que haya aprovechado la agencia.

wsj.com

Dejar comentario

Deja tu comentario
Tu nombre